Inicio > boletines de prensa > Ensamblan partículas de virus para combatir enfermedades

Boletín No. 185 / Ciudad de México, 17 de abril de 2017.

La investigación fue reconocida con el “Premio a la Investigación en Bionano: Ciencia y Tecnología” y permitirá administrar medicamentos con precisión para enfrentar varios problemas de salud.

El doctor Ismael Bustos Jaimes, del departamento de bioquímica de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y su equipo de trabajo, desarrollaron un bionanomaterial, una pequeña partícula  que actuaría como vector para introducir de manera más precisa, eficaz y estable, las proteínas o enzimas al lugar indicado para combatir una enfermedad.

“Esta investigación comenzó en 2009 y buscamos ensamblar partículas de virus sin su material genético, restándole así su capacidad infecciosa, pero conservando algunas otras de sus características como su capacidad para buscar células blanco. De este modo, podría transportar un fármaco o un gen y podría ser utilizado incluso como terapia génica”, comentó el doctor en ciencias biológicas.

La construcción de estas partículas incluyó un reto mayor: Averiguar cómo ensamblarlas, por lo que se utilizaron “tectones” o fragmentos de proteínas para generar partículas híbridas que la dotan de un valor agregado.

“Pese a que no tenemos los mismos recursos, ni la infraestructura de las naciones de primer mundo, con la masa crítica requerida para abordar todos los ámbitos de estos estudios, sí tenemos investigadores interesados en el campo y la posibilidad de trabajar en pequeños núcleos para desarrollar nuevas tecnologías, sobre todo, teniendo apoyos como el Premio a la Innovación en Bionano”, dijo el exbecario de la Fundación Alexander von Humboldt.

El pasado mes de marzo, el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (CINVESTAV) del Instituto Politécnico Nacional (IPN) entregó el Premio a la Innovación en Bionano: Ciencia y Tecnología a esta investigación en el campo de la bionanotecnología.

En aquella ocasión, José Mustre de León, director general del CINVESTAV –institución que forma parte de la mesa directiva del Foro Consultivo Científico y Tecnológico- anunció que a esta iniciativa se suma el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, quien aprobó recientemente un aumento a la suma actual del premio que ronda los 250 mil pesos.

“Ha sido un año difícil para las finanzas públicas pero el hecho de que el Consejo apoye estos esfuerzos es significativo, no solo por el lado económico, también porque es uno de los premios más importantes en el área de salud. Estas iniciativas significan un primer paso para lograr la sincronía entre la academia y la industria, lo que se traduce en beneficios para la población”, opinó Mustre.

Por otra parte, Efrén Ocampo López, presidente ejecutivo de Grupo Neolpharma, mencionó que el campo de la bionanotecnología puede ser un área de crecimiento en México si lo sabe aprovechar.

“Para convertir la ciencia en innovación debemos hacer equipos de colaboración. Actualmente, hemos adquirido los equipos necesarios para hacer lotes piloto, la vinculación con el CINVESTAV puede ampliarse, ya que poseen la capacidad científica. No solo se trata de tener premios (…) También se debe potenciar el apoyo para desarrollar patentes que generen un beneficio para la sociedad”, señaló Ocampo.

 

Pie de foto: “Pese a que no tenemos los mismos recursos ni la infraestructura de las naciones de primer mundo, tenemos la posibilidad de trabajar en pequeños núcleos para desarrollar nuevas tecnologías”, dijo Ismael Bustos Jaimes. En la imagen, los creadores de la oligopartícula al recibir el Premio de manos del director del CINVESTAV. Imagen: Mariana Dolores.

__________________
Mariana Dolores
Foro Consultivo